pan de oro

oro flamenco

Senior Member
Flandes / neerlandés
Hola forolindos.
He aquí otro párrafo traducido. Estoy curioso a saber si he logrado el texto de manera que quede más o menos claro. ¿Se puede ‘abordar un libro con las manos'?

Mi asistente no sabía que responder, pero yo estaba listo a abordar aquel tesoro [el libro] de los dominicos, esta vez con mis manos. Las circunstancias eran óptimas. No hizo viento. No jugaban niños en el taller, lo que podría hacer levantar el polvo. El cuero de la tapa estaba intacto. Con respiración contenida tomé la hojuelita de oro y le movió poco a poco, hasta que quedaba [la hojuelita] pendida entre mi boca cerrada y el lomo del libro puesto en posición vertical. Arqueé las cejas, dando a conocer una vez más a mi discípulo que el menor desplazamiento de aire podría arrugar el costoso pan de oro y transformarlo fatalmente en un rebujo perdido, pero no era realmente necesario señalarlo ya que él todavía se quedaba perplejo. Entonces, con mucha sutileza, soplé en la hojuelita de oro, de tal manera que quedara sin ninguno plieguecito pegado al cuero. A continuación hice calentar los sellos de letras mayúsculas, que, el uno tras el otro, estampé sobre el oro. Después de quitar el oro sobrante, admiré no sin orgullo, la limpia impresión del título dorado.

Contexto: El narrador acaba de abordar el tema de un importante libro y su asistente se queda estupefacto. A continuación el narrador muestra como se realiza la ‘inscripción’ de un texto en el lomo del libro.
 
  • pejeman

    Senior Member
    Hola forolindos.
    He aquí otro párrafo traducido. Estoy curioso a saber si he logrado el texto de manera que quede más o menos claro. ¿Se puede ‘abordar un libro con las manos'?

    Mi asistente no sabía que responder, pero yo estaba listo a abordar aquel tesoro [el libro] de los dominicos, esta vez con mis manos. Las circunstancias eran óptimas. No hacía viento. No jugaban niños en el taller, lo que podría hacer que se levantara el polvo. El cuero de la tapa estaba intacto. Con la respiración contenida tomé la hojuelita de oro y la moví poco a poco, hasta que quedó [la hojuelita] pendiente entre mi boca cerrada y el lomo del libro puesto en posición vertical. Arqueé las cejas, dando a conocer una vez más a mi discípulo que el menor desplazamiento de aire podría arrugar el costoso pan de oro y transformarlo fatalmente en un rebujo perdido, pero no era realmente necesario señalarlo ya que él todavía estaba perplejo. Entonces, con mucha sutileza, soplé en la hojuelita de oro, de tal manera que quedara sin ninguno plieguecito pegado al cuero. A continuación hice calentar los sellos de letras mayúsculas, que, el uno tras el otro, estampé sobre el oro. Después de quitar el oro sobrante, admiré no sin orgullo, la limpia impresión del título dorado.

    Contexto: El narrador acaba de abordar el tema de un importante libro y su asistente se queda estupefacto. A continuación el narrador muestra como se realiza la ‘inscripción’ de un texto en el lomo del libro.
    Saludos.
     

    Víctor Pérez

    Senior Member
    Español peninsular - Français
    Como siempre, vengo cuando todo el trabajo ya está hecho.
    No obstante, además de las oportunas mejoras (en azul) hechas por Pejeman al excelente trabajo de Oro, querría añadir alguna más (en rojo).

    Mi asistente no sabía que responder, pero yo estaba listo para abordar aquel tesoro de los dominicos, esta vez con mis manos. Las circunstancias eran óptimas. No hacía viento. No jugaban niños en el taller que pudieran levantar polvo. El cuero de la tapa estaba intacto. Con la respiración contenida tomé la hojuelita de oro y la moví poco a poco, hasta que quedó pendiente entre mi boca cerrada y el lomo del libro puesto en posición vertical. Arqueé las cejas, dando a conocer una vez más a mi discípulo que el menor desplazamiento de aire podría arrugar el costoso pan de oro y transformarlo fatalmente en un rebujo perdido, pero no era realmente necesario señalarlo ya que él todavía estaba perplejo. Entonces, con mucho cuidado, soplé sobre la hojuelita de oro de tal manera que quedara sin ningún plieguecito pegado al cuero. A continuación hice calentar los sellos de letras mayúsculas que, uno tras otro, estampé sobre el oro. Después de quitar el oro sobrante, admiré, no sin orgullo, la limpia impresión del título dorado.
     

    oriental

    Senior Member
    Spanish-R.O.Uruguay
    Dentro de todo, hoy por casualidad, temprano.

    Os incitaría a golpear sin desfallecer sobre éstos, mis comentarios, mandoble tras mandoble, pero, ¡voto a bríos! ¡Oro cada día se supera!

    Mi asistente no sabía que responder, pero yo estaba listo a abordar aquel tesoro [el libro] de los dominicos, pero ya, esta vez, con mis manos. Las circunstancias eran óptimas, no jugaban niños en el taller, no hacía viento,(-) el que podría hacer haber levantado polvo (-) y el cuero de la tapa estaba intacto. Con respiración contenida tomé la hojuelita de oro y la moví poco a poco, hasta que quedó pendida entre mi boca cerrada y el lomo del libro que estaba puesto en posición vertical. Arqueé las cejas, dando a conocer una vez más a mi discípulo que el menor desplazamiento de aire podría arrugar el costoso pan de oro y transformarlo fatalmente en un rebujo perdido, pero no fue realmente necesario señalarlo ya que él todavía se quedaba estaba perplejo. Entonces, con mucha sutileza, soplé en la hojuelita de oro, de manera tal que quedara sin ninguno plieguecito pegado al cuero. A continuación hice calentar los sellos de letras mayúsculas, que, el uno tras otro, estampé sobre el oro. Después de quitar el oro sobrante, admiré no sin orgullo, la limpia impresión del título dorado.

    rebujo1.

    (De rebujar).



    2. m. Envoltorio que con desaliño y sin orden se hace de papel, trapos u otras cosas.

    A todos salud, en éste, nuestro día.:)
     

    BABUARGENTINA

    Member
    Spanish - Argentina
    Hola a todos! Esto es lo que creo que está correcto:
    No HABÍA viento. No jugaban niños en el taller que pudieran levantar polvo.
    ...hasta que quedó pendida.
    Saludos :)
     

    indigoio

    Senior Member
    español
    ¿Se puede ‘abordar un libro con las manos'?
    Hola Oro:

    A mí no me desagrada, de hecho suena bastante original. Me gusta.

    Bueno. Las correcciones básicas ya están dadas. Aquí mi versión, por si sirve de algo:
    Mi asistente no sabía qué responder, pero yo estaba listo a abordar aquel tesoro [el libro] de los dominicos, esta vez con mis manos. Las circunstancias eran óptimas. No hizo hacía viento. No jugaban niños en el taller, lo que podría hacer que el polvo se levantara. El cuero de la tapa estaba intacto. Con la respiración contenida tomé la hojuelita de oro y la moví poco a poco, hasta que quedó [la hojuelita] pendida entre mi boca cerrada y el lomo del libro puesto / colocado en posición vertical. Arqueé las cejas, dando a conocer / haciéndole saber una vez más a mi discípulo que el menor desplazamiento de aire podría arrugar el costoso pan de oro y transformarlo fatalmente en un rebujo perdido, pero no era realmente necesario señalarlo / recordárselo ya que él todavía se quedaba estaba perplejo. Entonces, con mucha sutileza, soplé en la hojuelita de oro, de tal manera que quedara sin ningún / un solo plieguecito pegado al cuero. A continuación hice calentar los sellos de letras mayúsculas, que, el uno tras el otro, estampé sobre el oro. Después de quitar el oro sobrante, admiré, no sin orgullo, la limpia impresión del título dorado.
    Oro, tu texto es casi perfecto. Sólo un par de sugerencias por ahí.

    Un abrazo, amigos
    Indi
     

    magdala

    Senior Member
    Española (Madrileña)
    “Mi asistente no sabía que responder, pero yo estaba listo a abordar aquel tesoro [el libro] de los dominicos, esta vez con mis manos.”

    Esto de abordar un libro me sonaba a incorrecto y como nadie lo corrigió consulté el drae:
    abordar.

    (De bordo).


    1. tr. Dicho de una embarcación: Llegar a otra, chocar o tocar con ella. U. t. c. intr.


    2. tr. Atracar una nave a un desembarcadero, muelle o batería.


    3. tr. Dicho de un pasajero: Subir a un medio de transporte. Abordar un tren, un avión, un barco


    4. tr. Acercarse a alguien para hacerle una pregunta, iniciar un diálogo o tratar algún asunto.


    5. tr. Emprender o plantear un negocio o asunto.


    6. tr. Plantear un asunto en el curso de una exposición oral o escrita.


    7. intr. Mar. Aportar, tomar puerto, llegar a una costa, isla, etc.



    De forma que yo lo sustituiría por: “...yo estaba listo a rescatar/tomar/recuperar/recobrar aquel tesoro [el libro] de los dominicos” (porque al fin y al cabo de lo que trata es de recuperar un libro para restaurarlo, ¿o no?
    !felices fiestas!
     
    < Previous | Next >
    Top